Testimonios del uso de Biocircuitos

Testimonios del uso de Biocircuitos

 

Queremos compartir con ustedes diversos testimonios del uso de Biocircuitos y los beneficios que algunas personas han hallado para mejorar su salud y vitalidad.

 

Esta entrada la dividimos en dos partes. Por un lado testimonios del uso de Biocircuitos obtenidos a través de nosotros y por otro lado los testimonios narrados en el libro de Leslie y Terry Patten.

 

Testimonios del uso de Biocircuitos adquiridos en nuestra web:

Pablo:

“Llegué a los Biocircuitos de Eeman por accidente. Un amigo los tenía y me invitó a usarlos. La primera vez que los usé no sentí casi nada, apenas una sensación de serenidad transitoria. Pero en la medida que los fui usando más veces, comencé a percibir otras sensaciones. Decidí comprarlo y tener uno en casa para probar todos los días. En lo personal mi trabajo es muy estresante y siempre llego fundido a casa. Pero al usar los Biocircuitos la situación cambió. Cada vez que llego del trabajo los uso y a los pocos minutos me siento mucho mejor, más renovado, con ganas de hacer cosas. Además he notado que me resfrío menos. Con tanta carga de estrés pasaba enfermo, pero desde hace tiempo que no pesco ninguna gripe”.

 

Eliana:

“Yo trabajo en la salud en el área administrativa. He tenido dolores musculares que los médicos no han podido desterrar de forma definitiva y por mi trabajo he consultado a muchos. Debo ingerir medicamentos casi todos los días para soportar las molestias. Buscando en Internet, como casi todo el mundo que está un poco desesperado, me encontré con los Biocircuitos y decidí probarlos. A partir de los 15 días de usarlos, el dolor empezó a aliviar. No se fue del todo, pero con los Biocircuitos no he tomado los calmantes por semanas y me siento con muchas más fuerzas. Eso de por sí ya es un obsequio precioso y estoy muy agradecida por llegar a ellos”.

 

Alicia:

“¡Los Biocircuitos han sido una bendición! Tenía fuertes dolores de cabeza por migrañas. Había días que no podía ir a trabajar ni atender correctamente a mi familia. Cansada de tomar pastillas sin que me resolvieran el problema, decidí buscar en las terapias alternativas alguna solución. ¡Por lo menos iba a intentar algo distinto! Me hablaron de los Biocircuitos y los compré. El primer día no sentí nada y me desilusioné. Por las dudas probé de nuevo y en el segundo día sentí un calor distinto en mi cuerpo y como un cosquilleo que lo recorría desde la cabeza. Me di cuenta que me dormí dos o tres minutos y me sentí relajada. Pasados unos veinte minutos abrí los ojos y solté las mancuernas. Sentí una necesidad enorme de estirar. Como que liberaba tensiones. Estiré por cuatro o cinco minutos y pasado un ratito estaba como recargada, con más energía. Decidí seguir usándolos y cada vez me sentía un poco mejor. Siempre al terminar con la necesidad de estirar mucho. !Al cabo de un mes y medio las migrañas desaparecieron y por ahora no volvieron! Por supuesto que sigo usando los Biocircuitos todos los días unos 25 minutos cada vez. !Estoy fascinada! !Fue como volver a nacer!”

 

Federico:

“Muchas veces me cuesta dormir. Mi cabeza al acostarme es como un disco rayado que no se detiene jamás. Generalmente necesito una o dos horas para dormirme, a veces más, y a veces debo tomar alguna pastilla para poder descansar. Mi novia, que sufre más que yo mi mal dormir, me trajo los Biocircuitos. !Al principio me reí cuando vi las placas de cobre atadas con alambre! Me pareció algo absurdo. Ella me insistió en que las usara un tiempo. Que si no notaba nada en unos días las tiraba. Me insistió tanto que no me quedó otra opción que aceptar probar. El primer día no noté nada raro y le dije que no servían. Me insistió en que probara quince días. !Y por suerte lo hice! Al principio me sentí más relajado y con el correr de los días comencé a dormir mucho mejor, conciliaba el sueño más rápido y mi cabeza no giraba tanto. Ya no sufro ese insomnio cansador. Duermo mucho mejor y tengo otra energía para encarar el día”.

 

Testimonios del uso de Biocircuitos narrados en el libro de Leslie y Terry Patten.

 

George:

“Las pantallas me ayudaron a balancear mis energías y a erradicar una gran cantidad de tensión y dolor de mi espalda. Asimismo, me ayudaron a neutralizar en gran medida el dolor que acompañó a mi crisis curativa. La sensación era muy similar a la que se obtiene a través de una buena meditación, dejándome en un estado más elevado de equilibrio y relajación, después de una sesión de veinte a treinta minutos”.

 

Leanne:

Durante los últimos ocho años he usado los biocircuitos para efectos de relajación y regeneración disfrutando de sus efectos de equilibrio en las energías de mi cuerpo.

Obviamente, llevé los Biocircuitos al hospital cuando tuve que someterme a una cirugía mayor. Fue sorprendente el profundo efecto que tuve en mi recuperación. Mi doctor, así como los integrantes del personal de enfermería, también hicieron comentarios en cuanto a la rapidez con que me recuperé.

Mi experiencia al usar los Biocircuitos después de la operación incluye los siguientes aspectos:

  • Una drástica reducción en la necesidad de usar calmantes.
  • Relajación y descanso más profundos, aun cuando tuve ciertas dificultades debido al ruido y los horarios del personal de enfermería.
  • La capacidad de tranquilizarme y despejar mi mente de las manifestaciones mentales negativas que experimenté conforme mi cuerpo eliminaba las drogas utilizadas en la anestesia.
  • Lograr el equilibrio de mis emociones, a fin de hacer de la cirugía una experiencia positiva.

Sentí que los Biocircuitos incrementaron en gran medida la capacidad de mi cuerpo para autocurarme.”

 

Brian:

Durante varios años he usado el Biocircuito de Eeman de cobre, fundamentalmente como un medio para recuperar la calma y el equilibrio al final de mi día de trabajo. Lo he encontrado en extremo benéfico para vitalizar mi cuerpo y reestablecer la ecuanimidad emocional y física.

Generalmente paso entre diez y veinte minutos en el Biocircuito de cobre. De hecho parece despejar los canales de energía en el cuerpo, y no me resulta difícil observar este proceso a medida que se va desarrollando. Al principio el proceso parece centrarse en la región vital de mi cuerpo, sobre el plexo solar, más conforme la energía es liberada y reestablecida en esta área, el proceso de equilibrio actúa con mucha naturalidad y rapidez en el resto de mi cuerpo”.

 

William:

“He percibido una intensa sensación de energía que fluye a través de mi cuerpo, en ocasiones sumamente acentuada en determinadas partes. Me siento muy relajado (y mentalmente menos disperso) durante unas seis horas después de tan solo media hora en el circuito de relajación.”

 

Con estos testimonios pretendimos compartir algunas de las aplicaciones y beneficios de los Biocircuitos. Sin dudas que provocan una mejora sensible en la salud y calidad de vida de aquellos que los han utilizado.

 

 

Comparte!!!Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someoneShare on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *